Cargando...

Prensa

Lotería de Navidad 2019: ¿cuántos impuestos tiene que pagar si le toca?

Los premios de la Lotería de Navidad tributan desde 2013, pero en los últimos años se ha ido aplicando cierto alivio fiscal. A continuación, detallamos cuántos impuestos debe pagar este año si su décimo es agraciado.

Loterías y Apuestas del Estado pone en juego el próximo 22 de diciembre un total de 2.380 millones de euros y saca a la venta 170 millones de décimos. En este sorteo, como en el resto, Hacienda siempre gana desde el año 2013, aunque estas Navidades se lleva un poco menos.



De esta forma, a quien le toque el Gordo este año debe saber que pagará menos tributos que el anterior. Concretamente, se ha ampliado el mínimo exento de impuestos de 10.000 euros en 2018 a 20.000 euros este ejercicio. Esto supone que si usted es uno de los afortunados y se lleva el primer premio, dotado con 400.000 euros, sólo tributará por 380.000 euros. Eso sí, el tipo que se aplica no ha variado y es del 20%, que es el que está establecido para la lotería y apuestas. En definitiva, le saldrá a pagar a Hacienda 76.000 euros, por lo que el premio neto que recibirá será de 324.000 euros.

Si logra el segundo premio dotado con 125.000 euros al décimo, deberá tributar por 105.000 euros. Esto supone que pagará al Fisco 21.000 euros y el importe neto será de 104.000 euros. En el caso del tercer premio, Hacienda le retendrá 6.000 euros y usted recibirá 44.000 euros. En esta ocasión, al elevar el mínimo exento el cuarto y el quinto premio se libran de pasar por caja.

¿Cómo se cobra el premio?
No hay que olvidar que el gravamen se exige de forma independiente respecto de cada décimo, fracción o cupón de lotería o apuesta premiado. Eso implica que antes de cobrar el premio correspondiente se le aplicará la retención proporcional que le corresponda y ya recibirá el importe neto después de impuestos.

Además, tiene sólo tres meses desde la celebración del sorteo para ir a cobrar el décimo. Si el premio es inferior a 3.000 euros se puede cobrar en cualquier administración de loterías. También puede acudir a una delegación territorial de L.A.E presentando su DNI y el décimo premiado, para realizar su cobro, sea cual sea la cantidad.

Eso sí, si tiene suerte y el premio es superior a 3.000 euros debe cobrarse en una entidad bancaria, que se encargará de aplicar la retención (cuando exceda los 20.000 euros) y abonará el premio neto.

¿Y si compartimos el décimo?
La Agencia Tributaria explica que "en el supuesto de que el premio fuera de titularidad compartida, la cuantía exenta se prorrateará entre los cotitulares en función de la cuota que les corresponda". Además, añade que "la base imponible del gravamen estará formada por el importe del premio que exceda de la cuantía exenta".

Otra cuestión clave si compartes lotería es asegurarse de dar los pasos correctos para que no se considere una donación y no tenga que pagar por el Impuesto de Sucesiones y Donaciones en algunas comunidades autónomas. Para ello, la Asociación de Asesores Fiscales y Gestores Tributarios (Asefiget) aconseja que los décimos premiados se cobren a través de las entidades bancarias y que en el propio banco se identifique con nombre, apellidos y DNI a cada una de las personas con quienes se ha compartido el décimo afortunado. Asefiget insiste en que el peligro de no dar los datos identificativos de la lista de premiados en el banco es que no lleguen adecuadamente a la Agencia Tributaria.

¿Novedades para el próximo año?
En 2020 está prevista una nueva rebaja fiscal. Por ello, de cara al sorteo del Niño debe tener en cuenta que el mínimo exento vuelve a elevarse de 20.000 euros a 40.000 euros en el próximo ejercicio, por lo que deberá pagar menos tributos.

Y si gana, procure que no le ciegue la emoción. Un estudio de la asociación European Financial Planning Association (EFPA) asegura que el 70% de los premiados con la Lotería de Navidad tiene mucho menos dinero cinco años después de haber ganado el premio.